LIMA, Lunes 23 de Abril del 2012

    Fotos de la esencia de Kurt Cobain en sus últimos días se expondrán en Nueva York

    Lima, 2/4/2012 Kurt Cobain: el genio caído que a los 27 se despidió de este mundo extraño y se fue a armar su caótico y excitante hábitat al más allá. Kurt el líder de Nirvana, ese que un fotógrafo hoy nos ayuda a comprender gracias a las imágenes que le quitó 5 meses antes de su suicidio.

    En 1993 Jesse Frohman era un joven egresado de economía, carrera que se empeñó en no ejercer. Un día agarró una cámara y no la soltó más. Un día le tocó hacer las fotos que cambiarían su vida. El artista de la luz fotografió a Cobain tan solo unos meses antes de su suicidio. Para aquel momento el hombre tras ''Smells like teen spirit'' ya había salido de rehabilitación y se había salvado de la muerta tras una sobredosis de heroína.

    Lo primero que el cantante pidió al llegar al lugar en el que se haría la sesión fue una bolsa para vomitar, recuerda Frohman. ''Tú sabes, él estaba muy drogado, pero aún conherente en algún nivel. He conocido a gente así antes, pero esto era único porque yo estaba fotografiando a alguien con los lentes puestos. Él no se los habría sacado, por eso yo no podía hacer contacto visual fácilmente'', recuerda también el fotógrafo.

    Las fotografías que a partir del 6 de abril se exhibirán en el Nueva York fosforescente y caótico de Frohman muestran a un Dios del rock, del grunge y la fusión tan explosivo como pasivo; tan ido como omnipresente.

    La muestra se exhibirá en el Morrison Hotel Gallery# de Nueva York hasta el 23 de abril. Fuente: Diario El Comercio